el-vuelo-de-mariaca-en-las-alas-de-la-piaf-por-roberto-rodriguez

El vuelo de Mariaca en las alas de la Piaf

La obra cierra su temporada de estreno este fin de semana en el teatro Chacao

A Mariaca Semprún eso de darles vida a mujeres atormentadas parece prestársele muy bien. El acercamiento que hizo de La Lupe la llevó profesionalmente a ganarse el respecto del público y sus colegas en términos de versatilidad, compromiso con un personaje y rango vocal. Ahora, el reto fue darle vida a Edith Piaf, un sueño por largo tiempo anhelado y que finalmente cobra vida en 2016, luego de dos años de trabajo y producción.

En “Piaf, voz y delirio”, el mayor peso cae en Maraca Semprún, y no solo por ser la protagonista de la obra, sino porque es la única cara visible, ya que la maravillosa orquesta que musicaliza sus palabras está velada en el escenario.

Así pues, ella se ve obligada a asumir toda la carga con más que dignidad. Se apropia del texto escrito por Leonardo Padrón desde el principio, con esa fusión de crónica, autobiografía, narración y cuento que se necesita para resumir los avatares de la vida de la artista francesa.

La transformación física, más allá de la caracterización, es totalmente integral y la actriz logra apropiarse del caminar, de la postura, de la mirada apabullada tras los aplausos que busca la aprobación colectiva.

En esta ocasión, Mariaca canta desde un lugar desde el que no creo que haya cantado antes, tanto en lo técnico como en lo personal. Su voz es otra, y no porque trate de imitar a la Piaf. Definitivamente no. Es otra desde la interpretación de ella y desde la reinterpretación propia.

En escena todo se conjuga para que esté al servicio de la única protagonista. Vestuario, utilería, escenografía e iluminación son realmente un marco para que resuene la historia. Sí sería bueno intentar pensar en reducir el movimiento de la escenografía giratoria en algunos momentos, pues resulta algo excesiva.

Aunque los laureles se los lleve Mariaca, vale la pena acotar que ella es solo el pico del iceberg, pues detrás de este montaje hay un verdadero trabajo en equipo que incluye a Miguel Issa en la dirección, a Hildemaro Álvarez en la dirección musical de Carlos “Nené” Quintero (percusión), Federico Ruiz (acordeón), Gerald “Chipi” Chacón (trompeta) y Eddie Cordero (violín eléctrico y acústico). También son parte del equipo desde la producción ejecutiva Mariángel Ruiz y desde la producción general de Claudia Salazar; el diseño de escenografía y la producción artística fueron realizados por Alfredo Correia, el diseño de iluminación estuvo en manos de Ernesto Pinto; Raquel Ríos se encargó del diseño de vestuario y Eduardo Arias del video.

mariaca-semprun-es-la-protagonista-de-piaf-voz-y-delirio-foto-victor-goncalves-01 mariaca-semprun-es-la-protagonista-de-piaf-voz-y-delirio-foto-victor-goncalves-02 mariaca-semprun-es-la-protagonista-de-piaf-voz-y-delirio-foto-victor-goncalves-03 mariaca-semprun-es-la-protagonista-de-piaf-voz-y-delirio-foto-victor-goncalves-04 mariaca-semprun-es-la-protagonista-de-piaf-voz-y-delirio-foto-victor-goncalves-05 mariaca-semprun-es-la-protagonista-de-piaf-voz-y-delirio-foto-victor-goncalves-06 mariaca-semprun-es-la-protagonista-de-piaf-voz-y-delirio-foto-victor-goncalves-07 mariaca-semprun-es-la-protagonista-de-piaf-voz-y-delirio-foto-victor-goncalves-08 mariaca-semprun-es-la-protagonista-de-piaf-voz-y-delirio-foto-victor-goncalves-09Texto: Roberto Rodríguez Mijares  @esosiquetetengo

Fotos: Víctor Goncalves @victor_mgr

Noticias Relacionadas:

- Tagged: , , , , , , - no comments